jueves, 19 de julio de 2018

LAS TRABAJADORAS DE AMAZON EN HUELGA

      Las compas del centro logístico de Amazon en San Fernando de Henares, en Madrid, están llamados a una huelga de tres días, una huelga que coincide con una campaña de descuentos de 36 horas para clientes, el “Prime Day”.
El motivo de la huelga es la petición de un convenio propio, una subida del 1,5% por encima del IPC, complementos salariales durante las bajas y las categorías profesionales.


   La empresa no solo se ha negado a las peticiones, si no que ha vulnerado el derecho a la huelga contratando a temporales para cubrir a las trabajadoras en huelga, algo que es totalmente ilegal.

 
Además, se han producido cargas policiales contra las manifestantes que se habían concentrado en la puerta del recinto, unas cargas cuya  brutalidad policial ha sido la tónica, como viene siendo habitual, para proteger al Capital y sus ilegalidades, como buenos perritos sarnosos del amo que son.


Aun así, el Comité de Empresa valora el seguimiento de la huelga entre el 70% y el 80% de la plantilla fija, aunque entre los temporales no alcanza estos números porque “no se atreven” tras las represalias sufridas en la huelga de marzo, cuando un centenar de trabajadores fue despedido tras la convocatoria de huelga, que tuvo un seguimiento casi total.

   Mientras tanto, la escoria que dirige Amazon, Jeff Brezos, no para de salir en las noticias por haberse convertido en el hombre más rico de la historia.



Desde nuestra Sección Sindical condenamos los patéticos hechos producidos por el único culpable, Jeff Brezos, el multimillonario que ha creado su fortuna con la sangre de sus empleadas, y con la complicidad del Estado al permitir que Amazon se salte a la torera sus obligaciones fiscales (opera prácticamente libre de impuestos en Europa) y constitucionales (vulneración del derecho a huelga), y enviando a sus mercenarios perros obedientes a sofocar la huelga.

NOS TOCAN A UNA, NOS TOCAN A TODAS


No hay comentarios:

Publicar un comentario